Quintana Roo es uno de los cinco estados donde en el primer trimestre de 2019 se incrementaron los homicidios y otros delitos considerados graves.

De acuerdo con el más reciente reporte del organismo civil Semáforo Delictivo Nacional, Quintana Roo, uno de los tres estados de la Península, es el que registra los más elevados índices de 11 quebrantos a la ley que considera en sus evaluaciones mensuales.

El proyecto social ciudadano, que dirige Santiago Roel-Rodríguez, subraya que la entidad vecina de Yucatán y Campeche se pinta con 26 luces rojas de las 11 categorías que considera en las mediciones de seguridad en el país.

Los delitos que la organización considera para valorar a las tres entidades peninsulares son: homicidio, secuestro, extorsión, narcomenudeo, robos a vehículo, casa y negocio; lesiones, violación, violencia familiar y feminicidios.

En contraste, según las estadísticas, de enero a marzo, de los 11 delitos a los que les da seguimiento por denuncias concretas, en la región, Yucatán está a la cabeza con 22 semáforos verdes, con resultados inferiores a la meta promedio nacional. Le siguen Campeche, con 13 círculos verdes, y al final Quintana Roo con siete.

Además, la entidad local suma dos semáforos amarillos y nueve rojos. Los primeros significan que los resultados están entre la media y la meta, y los otros, por arriba del cociente histórico. Campeche acumula seis señales ámbar y 14 coloradas, y Quintana Roo ninguna amarilla y 26 con focos rojos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here